Hoy día la mayoría de las personas sufren de estrés, no se enfocan en las cosas que los hacen felices y sienten que el día no tiene suficientes horas. Muchas veces también nos sentimos perdidos, sin saber dónde comenzar y sin el control de nuestra vida. Es precisamente por esta razón que ha nacido Zenta, un wearable con sensores biométricos que ayudan a las personas a entender su patrones emocionales y conductuales.

Zenta es una pulsera unisex, creada por la compañía emergente Vinaya, que está buscando financiamiento en Indiegogo. Con un precio de 149 dólares (unos 130 euros) y con una meta de recaudación de 1oo mil dólares, este dispositivo no solo monitoriza los pasos, el sueño y las actividades sino que sus sensores también se encargan de monitorear la frecuencia cardiaca y su variabilidad, la respuesta galvánica de la piel, su temperatura y la respiración.

Zenta hace todo lo que hace cualquier rastreador de fitness pero a la misma vez va un poco más allá. Esta pulsera no busca convertirse en la nueva generación de wearables de este tipo sino que está más bien enfocado en nuestras emociones y en cómo podemos hacerle seguimiento y estudiarlas para mejorar nuestro bienestar general.

Por otro lado, Vinaya, la empresa detrás del dispositivo, está trabajando en una plataforma que tiene como objetivo introducir los datos aportados por los sensores de Zenta para así crear un perfil emocional personalizado de cada uno de los usuarios.

Sus creadores aseguran que como expertos en el mundo de la tecnología wearable, lo que buscan es ayudar a las personas a llevar una vida emocional mucho más consciente y libre de estrés. Cada cuerpo y mente es distinta y solo nosotros somos capaces de determinar cuándo nos sentimos alegres, tristes o estresados.

Por ello Zenta es un dispositivo diseñado para ayudarnos a crear una mejor versión de nosotros cada día. La aplicación de la compañía busca poder ofrecer a los usuarios información procesable sobre qué actividades diarias desencadenan emociones negativas, estrés o incluso depresión, así como emociones positivas como calma y bienestar general.

“Podrás tener una idea de tu estado emocional en tiempo real, así como de la tendencia de estas a lo largo del tiempo, con el fin de ayudar a reducir el estrés e incrementar la felicidad”, dijo Kate Unsworth, CEO y fundadora de Vinaya. “Queremos crear algo que con el tiempo pueda funcionar de forma autónoma. Ayudará a los usuarios a organizar y a diseñar su vida de la manera que tenga más sentido para ellos”.

Especificaciones

Zenta, que llegará al mercado para marzo o abril del año que viene, será compatible tanto con el sistema operativo iOS como con Android. La pulsera dispone de una piedra de zirconio sensible al tacto, disponible en tres colores. El tamaño de la pulsera es similar a la de la primera creada por la empresa y la piedra tiene unas dimensiones de 33.8 x 16mm y un grosor de 9.8mm.

El modelo final tendrá certificación IP67, lo que significa que será resistente al agua. Está diseñado para que sea muy resistente y cómodo de usar diariamente. La capacidad de la batería parece ser buena, con una duración establecida de “más de 5 días”. El cargador es de tipo regular USB y según el fabricante, el dispositivo se carga en tan solo 3 horas.

Vinaya llevará su pulsera Zenta al CES 2017 para un lanzamiento más amplio. En ese momento podremos ver un poco más de este wearable así como los cambios e innovaciones que ofrecerá respecto a este primer modelo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.