La tecnología en las prendas de vestir, o lo que en inglés se denomina ‘wearables‘ parece imparable, y también se enfoca en la banca: CaixaBank ha anunciado la primera pulsera Visa contactless que llega a España, gracias a la cual podrás hacer pagos con tan solo acercar tu muñeca al TPV.

Esta Pulsera inteligente se hace realidad gracias a una alianza con Visa y permitirá a sus usuarios pagar sus compras en los más de 300.000 comercios adaptados a contactless en España, tal como sucede en el caso de los pagos con móvil vía NFC.

De esta forma, los clientes de la entidad podrán llevar su tarjeta en la muñeca y realizar pagos de forma más cómoda.

Fuentes de CaixaBank han informado que durante este verano se prevé distribuir 15 mil de estas pulseras Visa contactless entre los clientes con mayor utilización de su tarjeta contactless.

Igualmente, han explicado que el sistema es totalmente compatible con todos los datáfonos que aceptan pagos contactless, en cualquier lugar del mundo.

Pulsera Visa contactless: Diseño

Este lanzamiento se convierte en la mayor experiencia de Europa en el uso de un dispositivo wearable como medio de pago con Visa, nos han explicado desde Caixabank, adelantando además que:

“Durante el segundo semestre del año, la pulsera estará disponible en toda la red de oficinas de la entidad y los clientes podrán diseñar su propia pulsera y contratarla a través de los canales habituales”.

El dato: A día de hoy cuenta CaixaBank cuenta con más de 4 millones de tarjetas contactless en circulación, 200.000 datáfonos adaptados, y factura el 16% del total de compras realizadas con contactless en Europa -según datos de Visa-

Es importante mencionar que la pulsera Visa contactless equivale a una tarjeta adicional a la actual tarjeta contactless del cliente, por lo que todas las compras realizadas con ella se cargarán exactamente igual que con la actual tarjeta.

Acerca del gadget

CaixaBank nos ha informado que este wearable -de tamaño reducido- es resistente al agua y a la humedad y diseñado con cierre ajustable y materiales antialérgicos.

La pulsera Visa contactless dispone de un microtag dotado con la información encriptada de la tarjeta del cliente para así conectarse con los datáfonos y realizar transacciones como si fuera una tarjeta contactless normal. Todo esto, contando con las mismas garantías de seguridad que las tarjetas habituales (sistema EMV).

El hecho de llevar la tarjeta en la muñeca añade condiciones de comodidad y seguridad, ya que el cliente no tendrá que quitársela para realizar pagos, haciendo más ágil el proceso de pago.

Merece la pena resaltar que en caso de compras superiores a 20 euros -al igual que con tarjeta contactless- el cliente deberá teclear el número PIN de su tarjeta para validar la operación y no tendrá que preocuparse por usos fraudulentos, ya que este wearable dispone del servicio gratuito CaixaProtect.

Y en lo que concierne al control, CaixaBank ha desarrollado una app móvil que informará al cliente -al instante- de todas las operaciones realizadas con este wearable.

Dicha aplicación es totalmente gratuita y el cliente podrá descargársela a través de un SMS que recibirá en el momento de la activación de la pulsera. Además, esta aplicación está disponible en la tienda de aplicaciones de la entidad, CaixaMóvil Store.

Pronto podremos contaros nuestra experiencia de primera mano con la pulsera Visa contactless de CaixaBank, mientras os dejamos este vídeo sobre su funcionamiento:

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.