“banner

Niños en redes sociales, ¿sí o no? Cuando nos convertimos en padres nos sentimos tan felices que queremos gritarle a todo el mundo ese sentimiento que nos embarga. En esta era digital, lo primero que hacemos es tomar y publicar fotografías de ese pequeño ser que esta llegando al mundo, y a partir de allí elaboramos un “dossier” gráfico de cada uno de los momentos que pasamos con nuestros hijos en Internet. Todo esto lo hacemos sin siquiera presentir los riesgos que corremos al publicar fotos de niños en redes sociales.

Psicólogos infantiles han manifestados los riesgos de publicar fotos de niños en redes sociales, enumerando varias razones que van desde el irrespeto a la privacidad del niño, a la cual tiene derecho por Ley, hasta plantear argumentos reales que no resultan seguros para el niño.

Razones para no subir fotos de niños en redes sociales

Toma nota de esta lista para que la consideres al momento que sientas el impulso de gritarle al mundo la última ocurrencia de tu pequeño:

1-. Lo que se sube en Internet, en Internet se queda para siempre

Te has preguntado a dónde van a parar todas esas fotografías que cuelgan en Internet, principalmente de niños en redes sociales. Pues permanecen allí por los siglos de los siglos. Aunque las borres de las plataformas sociales, esta acción no se logra por completo, siempre queda un rastro o ya alguien la descargó y la guardó.

2-. Arriesgas la seguridad de tus hijos

La segunda razón para no subir fotografías de niños en redes sociales es que nosotros mismos arriesgamos la seguridad de nuestros hijos. Nunca pensamos que, al exponer a los niños en redes sociales, los hacemos vulnerables a ser presas de secuestradores, pedófilos o los convertimos víctimas de acoso.

Los delincuentes pueden tomar de las publicaciones donde aparecen niños en redes sociales suficiente información sobre sus actividades, pasatiempos, paseos, actividades escolares. De esta manera conocen las rutinas de tus hijos y acercarse a ellos ganándose su confianza. Sin intención los padres se la ponen muy fácil al delincuente, ya que a través de la geolocalización saben con exactitud la ubicación y la ruta de un niño.

Fotografía de padres tomándose una selfie con su hija
Male hand holding cellular phone with image of happy family of three looking at camera

3-. Utilizan la imagen de tu hijo para estafar

Los delincuentes pueden tomar de fotos de niños en redes sociales una en la que tu hijo sale triste o en cama por alguna afección de salud, y con ella pueden pedir dinero en la calle, alegando que es un familiar que se encuentra muy enfermo.

4-. Tu hijo pude ser víctima de bullying

Cuántas veces publicamos fotos cómicas de nuestros hijos. Si lo has hecho, por favor, no lo hagas más. Estas fotos son vistas por los compañeros quienes no pierden oportunidad de burlarse.  

5-. La foto de tu hijo puede ser usada para publicidad

Otra razón para no publicar fotografías de niños en redes sociales es que puede ser usada para fines publicitarios. No te extrañe que en cualquier momento veas la foto de tu peque en una taza, un llavero un afiche.  Esto pasa porque tienes un perfil público en una red social y cualquier portal puede publicar tus fotos a través de una función conocida como “embed” en la que atribuye la autoría y por consiguiente obtiene la legalidad en el uso de la imagen.

¡Toma tus previsiones!

A continuación, te nombraremos otras razones por las que no deberías publicar fotos de niños en redes sociales. Una de las más escandalosas es la que se conoce como Morphing, la cual es una práctica en la que los delincuentes copian fotos obtenidas desde Internet y elaboran un montaje fotográfico de corte pornográfico.

La mayoría de las veces las fotografías de niños en redes sociales no se comparten de la manera correcta, y pueden ser vistas por los amigos de nuestros contactos en redes sociales, quienes al reaccionar en la publicación multiplican la difusión de la foto hacia otras personas.

  • Toma tus precauciones al momento de publicar fotos de niños en redes sociales. Antes de hacerlo pregúntate si en verdad es necesario o si quieres publicar esa foto en internet. Recuerda los que se sube a Internet, queda en Internet para siempre.
  • No publiques datos sobre los lugares donde los niños pasan la mayor parte del tiempo, tampoco ofrezcas detalles sobre sus actividades.
  • Asegúrate de que tu perfil sea privado
  • Al crear tu perfil en una red social lee bien las condiciones de uso para que sepas que tipo de permisos estás otorgando
  • Permite que las publicaciones de fotografías de niños en redes sociales lleguen sólo a las personas seleccionadas. Verifica esto aun cuando tu perfil sea privado.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.