¿Cómo será el hogar del futuro? Un frigorífico capaz de indicarte cuándo debes hacer la compra. Un televisor que sabe el horario de tu programa favorito y se enciende al detectarte en el sofá. Luces que se hacen más tenues o más vivas según han aprendido de tus rutinas… El hogar del futuro será un hogar inteligente, y el Internet de las Cosas es la clave que lo hará posible.

Cisco ha pronosticado que para el año 2020 más de 50.000 millones de productos estarán enlazados mediante el Internet de las Cosas, entre ellos coches, televisiones, relojes, frigoríficos, alarmas y demás y, según reseña un informe del Pew Research Center, para el 2025 estaremos ya habituados a estas tecnologías, que conocerán por completo nuestros hábitos y patrones de comportamiento.

Las empresas de tecnología trabajan arduamente para hacer realidad el hogar del futuro: en 2020 todos los electrodomésticos de Samsung estarán conectados a la Red, y ya la coreana ha mostrado de lo que es capaz. En el Samsung European Forum 2016 vimos gran parte de la innovación del fabricante en materia de hogar conectado, desde televisores inteligentes hasta el refrigerador más inteligente del mundo, el Samsung Family Hub que mostramos en el siguiente video:

El lado oscuro del hogar conectado

Falta muy poco para que vivamos en un hogar inteligente, para que vivamos en un mundo donde todas nuestras posesiones estén conectadas a la Red, esto con el fin de facilitarnos los quehaceres y así disfrutar más de la vida, sin complicaciones. Sin embargo, estudiosos del área advierten que sin un debido plan de seguridad, los dispositivos conectados podrían exponernos a ataques de cibercriminales.

Desde Panda Security recomiendan tomar cartas en el asunto, antes de que los usuarios sean blanco de la delincuencia cibernética. Incluso, se habla no solo de particulares como potenciales víctimas, también las empresas corren riesgo de ser saboteadas, mediante el daño a sus productos y/o servicios. Panda Security explica cuáles podrían ser las acciones delictivas más frecuentes cometidas por hackers en un hogar inteligente:

Denegación del servicio: la desactivación o paralización de los equipos y los servicios que estos proporcionan, se traducen en riesgo para los usuarios. Claro está que no se trata solo de un frigorífico que se niega a hacernos la lista de compras, sino de situaciones más complejas, como un marcapasos conectado a la clínica para dar reportes y que deje de hacerlo por obra de los malhechores.

Ataques de Malware: un código malicioso tendría la capacidad de infectar no solo los ordenadores, sino también smartphones, tablets y demás dispositivos conectados lo que traería como consecuencia fallas en su software.

Violaciones de Datos: dado que muchos de los aparatos conectados tendrán la posibilidad de almacenar datos en la nube, estos últimos son susceptibles de robo con diversos fines, pero el predilecto de los ciberdelicuntes es el comercial. Estarían en riesgo cuentas bancarias y demás información personal y privada de los usuarios.

Infracciones Inadvertidas: debido a que nuestra información, sin la debida protección, está al alcance de terceros, puede perderse o involucrarse de manera accidental en eventos que acarreen penalizaciones.

Riesgo de ataques a nuestro hogar: Un ladrón podría incluso entrar a nuestro hogar desactivando alarmas o violar la información de nuestro contador inteligente de energía en el menor de los casos.

La Comisión Federal de Comercio estadounidense, también se ha manifestado preocupada por el riesgo del Internet de las Cosas. Aunque reconocen sus beneficios, su presidenta Edith Ramírez, señaló durante el último Consumer Electronics Show que “el internet de las cosas tiene el potencial de proporcionar enormes beneficios para los consumidores, pero también tiene implicaciones significativas para la privacidad y la seguridad”.

Respecto a esto, Panda Security recomienda fuertes métodos de autenticación, con potentes contraseñas, “para que tanto las credenciales como los datos estén correctamente cifrados”, igualmente con los equipos conectados vía Wi-Fi. Y en el caso de los softwares y actualizaciones, por cada renovación deben establecerse mecanismos de seguridad.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.