Cuando el usuario agota los datos de navegación de su móvil antes de que venza el período de facturación, generalmente, debe afrontar la reducción del 99,95% de la velocidad y por ello se ve obligado a contratar megas adicionales. Dado que las operadoras españolas ofrecen como mínimo 1GB extra, cuyo precio medio es de 9,38 euros, el desembolso mensual puede incrementarse en 55%.

De acuerdo con un estudio realizado por Kelisto.es, las tarifas más baratas que ofrecen las cinco compañías telefónicas, sitúan en 18,98€ el plan de datos de 1 GB para una conexión 4G en móviles, sin incluir la contratación de un paquete de internet para la casa.

Fuentes de Kelisto, señalan que en 70% de los hogares españoles existe al menos un dispositivo móvil con conexión a Internet y los usuarios estándar consumen una media de 900 MB, para navegar, actualizar redes sociales y comunicarse con sus contactos a través de la mensajería instantánea. Sin embargo, la conexión 4G, disponible actualmente para el 60% de la población y que implica mejoras en el uso del Smartphone, se traduce en un consumo mucho mayor pues su velocidad de navegación es 10 veces mayor que la del 3G tradicional.

“En este contexto, es relativamente sencillo que los usuarios que, en un mes, realicen un consumo de datos ligeramente superior al habitual, tengan que optar por contratar megas adicionales”, explica el redactor Jefe de Kelisto.es, Manuel Moreno.

Al agotar, entonces, los datos del plan contratado el usuario tendrá que adquirir un “bono extra de navegación”, pero claro está que dependiendo de la operadora, los precios pueden variar. Aun así, la media revela un incremento en la tarifa que alcanza los 28,36 euros. No obstante, el propietario del móvil puede desistir de hacer ese gasto, pero luego deberá afrontar que rebajen la velocidad de su navegación en un 99,95% lo que hace el uso de aplicaciones e internet, una tarea casi imposible.
A este problema se suma que, una vez contratados los megas adicionales, estos se vencen al culminar el período de facturación y no se acumulan, lo que Kelisto.es considera un serio problema para el ahorro.

“Ninguna de las operadoras que ofrecen conexión 4G móvil en España permite que los bonos extra puedan acumularse para el mes siguiente y en la mayoría de los casos, éste caduca cuando termina el mes o el ciclo de facturación del cliente (salvo en Orange y Movistar). Así, el usuario no sólo se ve forzado a comprar un bono de datos adicional (dada la drástica reducción de velocidad que apenas permite navegar), sino además se ve en la obligación de pagar por una cantidad de datos que probablemente no llegue a utilizar en su totalidad”.

Recomendaciones de Kelisto.es

Para no pasar por situaciones similares, el comparador español hace cinco recomendaciones fundamentales.

#1 Conectarse a redes Wi-Fi: para no gastar los datos del plan móvil, lo más recomendable es conectarse a la red Wi-Fi en casa y verificar que dicho enlace se haya realizado correctamente, pues suele ocurrir que el smartphone no reconoce la red, aún memorizada. De igual forma, es preferible evitar conectarse a redes en sitios públicos, por razones de seguridad. Salvo que sea necesario, deben postergarse para otro momento transacciones bancarias o el uso del teléfono que pueda comprometer información privada.

 

#2 Desactivar actualizaciones automáticas: la descarga de actualizaciones de las aplicaciones pueden consumir muchos datos agotando el plan móvil, por ello, es mejor desactivar la función automática y configurarla para que se realice solo al estar conectado a una red Wi-Fi.

 

#3 Disminuir el uso de mapas y streaming: YouTube, Spotify y otros similares emplean gran cantidad de datos, por ende, es mejor usarlos con Wi-Fi, al igual que las aplicaciones con geolocalización. De ser necesario un mapa, debe descargarse con Wi-Fi y luego usarse sin conexión.

 

#4 No hacer copias de seguridad con el plan de datos: solo conectado a una red Wi-Fi debe hacerse la copia de seguridad. Los usuarios de Android pueden hacerlo con Google+ y los de iPhone con iCloud.

 

#5 Escoger la tarifa que se adapte a las necesidades: Tras un auto análisis del consumo de datos, que puede efectuarse acudiendo a los ajustes del teléfono, se puede verificar cuál es el plan que se ajusta a las necesidades de cada usuario, para así evitar tarifas de planes que superen las expectativas o quedar cortos y luego tener que solicitar megas adicionales.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.