El 23 de agosto es el Día del Internauta, una jornada que conmemora el aniversario de uno de los mayores acontecimientos tecnológicos de la humanidad: el día en que se publicó por primera vez una página web a nivel mundial en 1991. Check Point, un proveedor especializado en ciberseguridad a nivel mundial, quiere destacar la importancia de este día, ya que partir de ese momento, Internet no ha dejado de crecer y ha cambiado todos los aspectos de las vidas de las personas, tanto en los negocios como en la economía y la vida cotidiana. 

Cada día, millones de personas utilizan este medio para acceder a los diferentes buscadores de la Red y estar al día e informados de los acontecimientos diarios, comunicarse eficazmente entre países y regiones y realizar diferentes tareas que les proporcionen mayor comodidad y bienestar.

De acuerdo con un estudio realizado por Hootsuite y We Are Social, en España, casi 44 millones de personas son usuarias de Internet y pasan más de 6 horas al día en la Red. Además, actualmente son ya 40,7 millones de usuarios de redes sociales, 3,3 millones más que el año anterior, lo que equivale al 87,1% de la población española. 

“Internet forma parte de la vida diaria de todos y tras la pandemia su uso se ha intensificado aún más. Por ello, es importante conocer los peligros a los que nos exponemos cada vez que realizamos tareas como navegar por páginas web o descargar una aplicación, para mantenernos protegidos con una postura de prevención y evitar poner en riesgo nuestros datos”, destaca Eusebio Nieva, director técnico de Check Point Software para España y Portugal.

Al ser una herramienta de uso cotidiano, los riesgos de convertirse en víctima de un ciberataque a través de Internet son cada vez mayores. De hecho, según un informe realizado por Check Point Research, en el segundo trimestre de 2022 se produjo un pico histórico llegando a aumentar en un 32% la cantidad de ciberataques a nivel mundial en comparación con el segundo trimestre de 2021. Por ello, desde Check Point Software quieren advertir del gran riesgo que corre un internauta a la hora de acceder a la Red y aporta cinco consejos básicos para hacerlo de forma segura: 

  1. Visitar sólo páginas web seguras: muchos sitios web no cuentan con las medidas de seguridad necesarias, ya sea porque están mal configurados (poniendo en riesgo la información compartida) o porque son maliciosos. Por ello, es fundamental extremar las precauciones a la hora de compartir datos personales en Internet y, conocer qué webs son seguras. La mejor técnica es comprobar si sigue el protocolo de seguridad “https//:”. Si la URL incluye una -s al final, significa que es una web segura y está adaptada a los estándares de protección. Otra señal presente en algunos navegadores es un candado verde al principio del enlace.
  2. Instalar siempre las actualizaciones: a menudo se piensa que actualizar el software y las aplicaciones no es importante. Sin embargo, Check Point Software advierte que este hábito de ignorar las actualizaciones puede suponer un gran riesgo, ya que no se implementan los diferentes parches de protección que el proveedor ofrece para solucionar errores de seguridad previamente detectados. En otras palabras, contar con la última actualización de software optimizará el nivel de protección, y es una estrategia eficaz para mantener los datos y archivos a salvo de posibles brechas de seguridad, ciberataques, etc.
  3. No utilizar el mismo nombre de usuario y contraseña para diferentes servicios online: Cada vez son más los programas o aplicaciones que se pueden usar a través de Internet. Por ello, se suelen aplicar las mismas credenciales de acceso para simplificar, evitar olvidos y problemas de conectividad. Esto es un gran error, ya que, si un ciberdelincuente consigue acceder a la base de usuarios y contraseñas de alguna de estas aplicaciones, le será muy fácil entrar en el resto. Por ello, es fundamental utilizar usuarios y contraseñas diferentes, y no utilizar claves que puedan ser fácilmente adivinadas (cumpleaños, nombre de la mascota, etc.). Para evitar cualquier tipo de despiste u olvido es muy útil tener un gestor de contraseñas que ayude a recordar.
  4. Descargar aplicaciones sólo de las tiendas oficiales: juegos, redes sociales, banca online… cada vez hay más alternativas de descarga y esto hace que los usuarios tiendan a instalar un gran número de estos programas en sus dispositivos móviles. Es importante asegurarse de que siempre que se baja una de estas apps es de la tienda oficial (Play Store, App Store, etc.) y también leer las diferentes condiciones de uso, ya que algunas de ellas pueden ser abusivas, y en muchos casos se puede perder el control sobre los datos y la información.
  5. Protección de los dispositivos: un ciberdelincuente puede acceder a un smartphone, Tablet u ordenador de muchas maneras, robando así una cantidad incalculable de información. Ante esta situación, es fundamental protegerse de los ciberataques y, por ello, Check Point Software recuerda la importancia de contar con un software de seguridad que proteja tus dispositivos e información. Para ello, cuenta con ZoneAlarm Mobile (versión doméstica) y Harmony Mobile (versión corporativa), soluciones de defensa contra amenazas móviles que protegen los dispositivos contra ataques móviles avanzados.

Periodista. Mezclo #tecnologia y ciencia que mejora la vida de las personas!

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.