Mucho de lo que hace la NASA no tiene nada que ver con extraterrestres ni el envío de naves a explorar planetas cercanos.
La Agencia Espacial Estadounidense investiga en muchas áreas, incluso aunque no tengan nada que ver con lo interplanetario.
Gracias a esas investigaciones hoy tenemos tecnología que forma parte de nuestro día a día, como estos 3 ejemplos que os dejamos seguidamente.

CMOS

La mayoría de las cámaras de los teléfonos móviles tienen sensores CMOS así que de seguro te suenan estas siglas.
Su origen se remonta a 1990, cuando en la NASA trabajaron en reducir el tamaño de las cámaras de los equipos para los viajes interplanetarios. Así nació la cámara-on-a-chip, también conocido como el sensor CMOS.

Fórmula para lactantes

Para los viajes al espacio se requiere comida especial, así que desde hace mucho la NASA investiga en la materia. Hace años encargó a un laboratorio la experimentación con microalgas como fuente de alimento tres-en-uno, que funcionara además como motor de oxígeno y un conjunto de herramientas de eliminación de desechos orgánicos. El trabajo de la comida espacial no resultó, pero de esa investigación resultó la tecnología para hacer los suplementos nutricionales para los preparados para lactantes.

Brackets

En la NASA necesitaban antenas que se compactaran al máximo antes de un lan­zamiento y que al volver a su forma original siguieran funcionando sin problemas. De allí nació una nueva aleación de níquel y titanio, que se bautizó como “nitinol” y ahora se usa en los aparatos para la ortodoncia.

cintilo-base-web

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.