Registrando una facturación de 2.117 millones de euros -incluyendo los ingresos de Ono, desde el 23 de julio de este año- Vodafone ha cerrado el primer semestre del año fiscal, del 1 de abril al 30 de septiembre de 2014.

Los datos fueron aportados por fuentes de la compañía, quienes además reseñaron que los ingresos por servicio alcanzaron los 1.988 millones de euros -un 12,4% menos en términos orgánicos que el mismo periodo del año anterior- sin embargo, acotaron que hubo una mejora significativa en el segundo trimestre del año.

En ese sentido, los informantes resaltaron que dicha mejoría se debe tanto a la aceleración del negocio fijo como a una menor caída de los ingresos por servicio de telefonía móvil.

Con respecto a lo alcanzado con Ono –que por su parte consiguió una cifra record de ventas de fibra en el mes de septiembre- de igual manera se conoció que tras el cierre de la adquisición, éste ha contribuido con 251 millones de euros a los ingresos por servicio de Vodafone en España y con 108 millones de euros a su EBITDA.

Pero además de estas cifras, la gente de Vodafone también reveló otros datos interesantes acerca de su cierre fiscal, entre ellos, que su base de Clientes de telefonía móvil–sin incluir Ono- registró crecimiento el último trimestre por primera vez en 3 años; y en conjunto con Ono, aumentó en el último trimestre en 89.500 hasta los 14,8 millones.

Asimismo, se supo que el número de Clientes de 4G ha superado los 1,7 millones; la cartera de Clientes de banda ancha fija alcanzó los 2.706.000 -de los que 1.525.000 eran de fibra y cerca de 800.000 disfrutaban de velocidades iguales o superiores a los 50 Mbps- Y en cuanto al número de Clientes de Televisión de Ono, ascendió a 775.000, de los que 448.000 estaban suscritos a la Televisión Inteligente de Ono –TiVO-, 24.000 más que al cierre del trimestre anterior.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.