Al parecer no todo está dicho en la conducción autónoma: en una semana hemos conocido dos accidentes ocurridos con un Tesla mientras iba en modo de piloto automático: Uno se cobró la vida del conductor, y el otro no pasó de un susto, afortunadamente. Sin embargo, ambos accidentes ponen de manifiesto los riesgos de este tipo de vehículos, y hacen que muchos nos detengamos a pensar sobre si confiaríamos, a día de hoy, nuestros viajes de carretera al piloto automático.

En GizTab hemos realizado una encuesta en nuestra cuenta de Twitter para conocer si tras el accidente del Tesla Model S, ¿confiarías el volante a la inteligencia artificial? Al parecer el daño a la marca y a la tecnología fue aún mayor, ya que este accidente podría generar un gran retraso en las permisologías y en la confianza del mercado por la conducción autónoma. Aquí los resultados de esta consulta:

Como vemos, un 38% de los encuestados se adueña totalmente del volante y ni piensa en compartirlo, mientras un 10% asegura que no probaría jamás el piloto automático. En tanto, un 31% cree que dejaría al Tesla ir por su cuenta en ciertos trayectos, y un 21% se fía al 100% de la conducción automática.  Y tú, ¿te atreverías a confiar el volante al piloto automático durante tu próxima escapada o viaje de verano? Dinos en los comentarios si lo harías o no, y por qué.

Otro accidente de Tesla, sin víctimas

Un accidente de Tesla que no pasó a más se produjo el pasado 1 de julio en la autopista de Pensilvania, a la altura de la salida Bedford, donde un Tesla X golpeó con la barrera de seguridad de la parte derecha de la autopista y luego dio la vuelta por completo. El resultado: Por suerte,ni el conductor ni un segundo pasajero que iba en el coche sufrieron heridas.

Han tenido suerte, pues recordemos que la inteligencia artificial aplicada a los coches ha cobrado su primera víctima, tras el accidente del Tesla Model S. El infortunado propietario del coche autónomo era un hombre de 40 años que se encontraba a bordo del vehículo en una carretera de Florida, Estados Unidos.

El accidente del Tesla Model S se produjo cuando el vehículo impactó contra el remolque de un camión, al parecer el pasajero se encontraba viendo  una película mientras el piloto automático se encontraba activo y conducía a gran velocidad.

De acuerdo con la narración oficial de los hechos, el accidente fue el pasado 7 de mayo a las 15:40. El conductor del camión, un hombre de 62 años salió ileso de la situación, pero declaró que en ningún momento el coche frenó, sin embargo no toda la responsabilidad podría ser del coche autónomo Tesla Model S, ya que el propietario tenía una gran data de afición por la alta velocidad, afición que le ocasionó al menos ocho multas en los últimos cinco años.


Coche autónomo de Google y sus accidentes. ¿Es el coche más seguro?


 

Al parecer los hechos del accidente del coche Tesla Model S sucedieron cuando el camión realizó un giro a la izquierda y el coche Tesla no frenó, atravesando la carga del camión y continuó en la vía hasta que impactó con una valla, ocasionando la muerte inmediata del pasajero.

Por ahora existe un vacío legal sobre el caso, ya que es el primer accidente del coche Tesla Model S y de cualquier coche con inteligencia artificial que ocasiona un accidente mortal. De momento no se conoce de quien es la responsabilidad del accidente, si es un fallo mecánico o del conductor pasivo.

El conductor era un aficionado a la tecnología y poseía un canal en Youtube en el que hacía comentarios de la experiencia con el vehículo y señaló incluso que era una tecnología útil para prevenir accidentes, pero su opinión falló con el mismo “Me tiene muy sorprendido lo rápido que aprende. Cada vez lo hace mejor en carreteras con curvas. Frena hasta llegar a la velocidad adecuada, de forma paulatina. Y no se precipita en las salidas”.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.