Al momento de comprar un ordenador deberás fijarte en cosas como los procesadores, o bien en su tarjeta gráfica o de video. Este es un elemento que viene integrado en la placa base (o placa madre) del equipo, aunque también se pueden instalar de forma independiente para expandir sus capacidades. 

¿Qué es una tarjeta gráfica y para qué sirve?

También conocida como GPU, esta tarjeta es un completo circuito integrado por varios miles de millones de diminutos transistores y varios núcleos con capacidad de procesamiento independiente. La potencia de la tarjeta depende de la capacidad y cantidad de muchos que tenga. 

La tarjeta gráfica se encarga de procesar los datos relacionados con imágenes y vídeos que envía el procesador del ordenador para transformarlos en información visual para el usuario, reproduciéndolas en el monitor. Es decir, todas las imágenes que ves en el ordenador, desde lo que escribes en Word y Excel hasta los  gráficos de un videojuego son procesadas por este componente. 

Tipos de tarjeta gráfica

Básicamente, existen dos tipos de tarjeta gráfica: la integrada y la dedicada. La primera es aquella que va integrada dentro del procesador del ordenador y se caracteriza por no ocupar espacio adicional y por tener un consumo de energía menor. Su potencia es suficiente para taras básicas, así como correr algunos videojuegos poco exigentes.

La tarjeta gráfica dedicada, por su parte, es un componente independiente que se inserta en un puerto PCIe de la placa base del ordenador. Este tipo de tarjeta ofrece un rendimiento superior a las integradas, por lo que también resultan un poco costosas. Eso sí, son ideales para correr videojuegos más exigentes porque ofrecen un mejor desempeño gráfico, así como para la edición de vídeo. Dos de las marcas más destacadas que comercializan este tipo de tarjetas son Nvidia y AMD.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí