El uso de drones para detener la matanza de rinocerontes se perfilaba como una opción definitiva para frenar esta masacre que ha acabado con la vida de casi 4500 animales de esta especie solo en Sudáfrica. Sin embargo la suspensión del programa revive esta triste y polémica noticia.

El programa puesto en marcha por la Fundación Peace Parks no rindió como se esperaba. Los drones utilizan cámaras térmicas para detectar a los cazadores por la noche, sin embargo, las rocas del parque se calienten mucho y confundían a las cámaras. Durante el período de prueba, no fue detenido por los drones ningún cazador furtivo y continuaba la matanza de estos animales.

https://www.giztab.com/el-futuro-de-los-drones-seguridad-mensajeria/

El interés de estos cazadores es el dinero. Un kilo de cuerno de rinoceronte puede llegar a valer hasta 57 mil euros en el mercado negro.

Y este crimen no se limita a tierras africanas. El pasado 7 de marzo unos asaltantes arrancaron el cuerno a un rinoceronte en un pequeño zoo a las afueras de París con una motosierra luego de propinarle tres tiros. Este lamentable hecho provocó que dos semanas después un zoo de la República Checa cortara los cuernos de sus 18 rinocerontes de forma preventiva.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.