Hemos probado la Samsung SSD T5. Pequeño tamaño, buenos acabados y buenas velocidades son sus armas, y aquí te contamos sus claves. Y es que Samsung ha demostrado a lo largo de los años que es una marca especialista en unidades de memoria, como bien demuestra la Samsung SSD T5, una memoria con características y unos acabados de calidad, una buena velocidad y con suficientes opciones para estar al alcance de un buen número de usuarios.

Esta memoria flash es el perfecto ejemplo en que en un cuerpo pequeño se puede concentrar tanto capacidad como una buena potencia, para hacer frente a cualquier situación con el añadido inestimable de ser portátil, con lo cual apunta a lugar de honor entre las mejores SSD externas para comprar en 2020.

No se trata de la más reciente propuesta de disco duro externo de Samsung, pues recordemos que hace poco anunciaron el lanzamiento de la Samsung SSD T7 Touch con huella como medida de seguridad externa, pero por lo mismo, esta SSD T5 se presenta como una buena opción calidad precio en 2020.

Así, podemos elegir la unidad Samsung SSD T5 en varios tamaños de almacenamiento como son 250 GB, 500 GB, 1 TB y 2 TB, incorporando todas las versiones un puente ASMEdia mSATA a USB. En la caja tenemos dos cables USB 3.1, uno de ellos es de USB tipo C a tipo C, mientras que el otro tiene un tipo C en uno de los extremos y en el otro un USB tipo A.

Samsung SSD T5: Diseño

Lo primero que salta a la vista es el pequeño tamaño que tiene esta memoria Samsung SSD T5, con unas dimensiones de 74 mm x 57 mm x 10,5 mm. Por estas medidas habrás comprobado que es lo suficientemente pequeña como para poder llevarla en cualquier parte. Lo hemos llevado en el mismo bolsillo que un Samsung Galaxy A51 y no ha sido incómodo.

El componente elegido por Samsung para su fabricación es el metal, con un cepillado suave que le otorga aún más sensación de calidad y robustez. Únicamente el logo, un LED para notificarnos carga y el conector USB Tipo C rompen la armonía del metal.

El dato: El cable incluido de puerto USB Type-C a C y de USB Type-C a A nos permite una conectividad más estable sin la necesidad de usar adaptadores adicionales, incluso en ordenadores MAC como el que usamos para buena parte de esta prueba.

Esta memoria flash es el perfecto ejemplo en que en un cuerpo pequeño se puede concentrar tanto capacidad como una buena potencia

El diseño es elegante con dos colores diferenciados dependiendo de la capacidad del Samsung SSD T5, puesto que el azul es para las unidades con menos capacidad, mientras que el negro se dedica a las unidades con mayor número de gigabytes para almacenar.

Es más pequeño que un disco duro tradicional y eso que los HDD cada vez son más pequeños, teniendo 3,5 centímetros de longitud y 2 de anchura menos que un Toshiba Canvio Basics, por poner un ejemplo.

Algo que no es de diseño específicamente, pero que nos parece muy interesante es que Samsung nos ofrece 3 años de garantía en este producto, algo que va a decantar a mucha gente por la compra del Samsung SSD T5.

Samsung SSD T5: Velocidad y opiniones

El Samsung SSD T5 integra una memoria 3D V-NAND de 64 capas y tipología TLC. Además, es compatible con TRIM (protocolo UASP), además de contar con un sistema de protección por contraseña basada en la encriptación AES de 256 bits, compatible con Windows, macOS y Android.

Viene configurado en el sistema de archivos exFAT, aunque es conveniente formatear la SSD y pasar la unidad a NTFS para transferir mejore los archivos más pequeños. Por si fuera poco, es compatible con Android (versión 4.4 y superiores).

Las velocidades de lectura y escritura están a buen nivel: En lectura secuencial llega a 540 MB/s, mientras que la velocidad de escritura secuencial se sitúa en 520 MB/s. Estos números se consiguen siempre y cuando conectemos la unidad Samsung SSD T5 por medio de USB Tipo C Gen. 2.

En pruebas de transferencia de archivos, imágenes JPG y RAW, con un total de 22 GB de información, la velocidad se situó en algo más de 546 MB/s (conectado por USB Tipo C), tardando un total de 41 segundos en completar la tarea. Esto significa que las velocidades anunciadas por Samsung se consiguen, siempre y cuando utilicemos los conectores de última generación que incluye el propio SSD.

Seguridad en la SSD T5 de Samsung

El software que trae en un disco dentro de la caja es un gran añadido ya que con él podremos realizar particiones con contraseña e incluso ocultarlas, lo que convierte al Samsung SSD T5 en un disco sumamente versátil preparado para las distintas necesidades de varios usuarios.

Se instala el software que trae el propio disco duro en tu ordenador, y una vez allí ejecutas una serie de pasos sencillos y asignas una contraseña con la cual queda protegida toda la información que guardes en tu ordenador.

Software para instalar el Modo Seguridad en Samsung SSD T5
Software para instalar el Modo Seguridad en Samsung SSD T5
Software para instalar el Modo Seguridad en Samsung SSD T5
Software para instalar el Modo Seguridad en Samsung SSD T5

Otra de las ventajas que tenemos en este Samsung SSD T5 es que no es necesario tenerlo conectado a la red eléctrica de forma independiente, lo que siempre es un incordio y bastante incómodo para usar una memoria externa.

Los precios del Samsung SSD T5

Los precios de todas las posibilidades que tenemos, según la capacidad de almacenamiento son los siguientes:

  • Samsung SSD T5 256 GB: 88 euros.
  • Samsung SSD T5 500 GB: 113 euros.
  • Samsung SSD T5 1 TB: 219 euros.
  • Samsung SSD T5 2 TB: 439 euros.

Conclusiones

El Samsung SSD T5, es una unidad fácil de llevar a cualquier lado, por su peso, su tamaño y su calidad. Gracias a su robustez se puede llevar de viaje con total seguridad.

Otra de las ventajas que tenemos es la posibilidad de tener hasta 2 GB de almacenamiento en un cuerpo tan reducido. Espacio que, además de ser reducido, está excelentemente bien acabado.

Además de todo esto, las velocidades que se consiguen con esta unidad son bastante buenas, el nivel de seguridad también es más que óptimo, a lo que hay que juntar los 3 años de garantía que proporciona Samsung a este dispositivo.

Probamos la SSD T5 de Samsung con un ordenador MAC

El hecho de poder conectarlo a uno de los móviles más esperados de 2020 sin problemas o al que tengamos en ese momento (siempre que sea compatible), es una gran ventaja sobre todo a la hora de irnos de viaje, ya que podremos almacenar mucha información, como películas y series, para después disfrutarlas en nuestros desplazamientos.

Es resistente a caídas, incluso desde dos metros de altura según dice el fabricante. En este caso, si nos ponemos a pedirle podríamos esperar algún tipo de protección IP que no tiene, aunque en esto posiblemente estemos “rizando demasiado el rizo”.

En conclusión, la Samsung SS T5 es una más que buena forma de tener más memoria de almacenamiento, portable y además con calidad y buena velocidad. Poco más se le puede pedir.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.