Durante hace varias semanas, hemos sido testigos del cómo jefes de gobierno, así como personalidades de diversos ámbitos de la sociedad han manifestado su intención con cuantiosos aportes monetarios para la lucha contra el Ébola -epidemia cuya tasa de letalidad, según datos de la Organización Mundial de la Salud, puede llegar al 90%-

Ahora bien, a ese grupo de contribuyentes se ha sumado la gente de Samsung Electronics con la donación de 3.000 smartphones -modelo GALAXY S3 Neo- que serán usados en 60 centros médicos especializados en el tratamiento del Ébola de los tres países más castigados por la epidemia, Guinea, Liberia y Sierra Leona. Todo esto, enmarcado en el Proyecto de Conectividad Humanitaria, proyecto IT de las Naciones Unidas que emplea dispositivos móviles para proporcionar ayuda humanitaria en áreas de desastre.

“Con la instalación de la aplicación móvil de la ONU Smart Health Pro, el personal médico podrá utilizar los smartphones para tratar a pacientes y recopilar datos médicos, mientras que los pacientes en cuarentena podrán contactar con sus familias gracias a estos dispositivos”, explicaron fuentes de la líder surcoreana, apuntando además que todos esos móviles serán destruidos una vez el brote del virus haya remitido.

De la misma manera, se conoció que los dispositivos –en total, valorados en un millón de dólares- serán donados a través de la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios de las Naciones Unidas (OCAH).

Por otra parte, merece la pena reseñar que Samsung ya se ha hecho sentir con otros aportes en la batalla contra la cruel epidemia en África, como, financiación para la adquisición de trajes de protección en Ghana, distribución de desinfectantes para las manos en la República Democrática del Congo y servicio de SMS sobre el Ébola en Sudáfrica.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.