Tanto LG como Samsung continúan trabajando para desarrollar dispositivos electrónicos con pantallas transparentes y flexibles y podrían sorprendernos a partir del año 2016, con la presentación de este tipo de producto, para llevar a cabo su comercialización.

Así lo ha revelado un reporte de Business Korea, en el cual se explica que ambos fabricantes asiáticos disponen ya de prototipos con las novedosas pantallas.

En el caso de LG, el diseño promocional de una pantalla transparente ya es un hecho palpable. Según un ejecutivo de LG Display, “El desarrollo de la tecnología para una pantalla que cree un espacio virtual sobre el vidrio ya se ha completado, e incluso ya tenemos un prototipo promocional disponible. Sin embargo, nos tomará un poco de tiempo para que el producto sea comercializado debido a la producción masiva y a la demanda de una producción estable”.

Existe un panel Oled de 18 pulgadas, creado por LG, que es capaz de crear imágenes que pueden ser vistas a través del vidrio. Esta tecnología según Bussines Korea, está siendo parcialmente utilizada en aviones comerciales y militares, vallas publicitarias, tableros de vehículos de lujo y hasta refrigeradores.

La pantalla flexible Oled de LG, es de alta definición con una resolución de 1200×810, casi un millón de megapíxeles y un radio de 30R, según revela la Sala de Prensa, de LG Display.

Flexible

En este aspecto de la flexibilidad también trabaja Samsung, empresa que quizás sea la primera en lanzar alguno de este tipo de dispositivos electrónicos flexibles y/o transparentes. Los displays curvos disponibles en el mercado, como por ejemplo en el Galaxy S6 Edge, ya no son la prioridad investigativa de la coreana.

Según un ejecutivo de Samsung Electronics, “la industria cree que la comercialización de teléfonos flexibles será posible en 2016″. De hecho las pantallas de material maleable están siendo empleadas para la elaboración de wearables y su expansión en toda la tecnología de información está más cerca de lo creíamos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.