Con el lanzamiento de los nuevos terminales de Samsung, el Galaxy Note 5 y el Galaxy S6 edge+ a la vuelta de la esquina, son ya pocos los detalles que nos falta por conocer de los esperados equipos. Pero, más allá de lo que sabemos sobre sus posibles especificaciones en cuanto a diseño y hardware, ahora nos llegan noticias bastante buenas sobre su rendimiento, al menos en el test AnTuTu, tal como reseñan en PhoneArena.

Resulta que según AnTuTu, una de las plataformas que mide el rendimiento de dispositivos portátiles, el Galaxy Note 5 se posiciona como el equipo más potente registrado hasta la fecha, esto gracias a la puntuación que obtuvo en su benchmark. En la prueba, el Galaxy Note 5 logró una calificación de 69.702 puntos, mientras que el Galaxy S6 edge+ logró una de 68.345 puntos.

Recordemos que a mediados de julio AnTuTu mostró una lista con los 10 móviles con mejor rendimiento del primer semestre de 2015 y allí el Samsung Galaxy S6 se ubicó en el primer lugar con 67.520 puntos, seguido por el Galaxy S6 edge con 63.910 puntos. Ahora, tanto el Note 5 como el edge+ parecen haber superado la calificación de sus hermanos Galaxy.

Según AnTuTu, el Samsung Galaxy Note 5 y el Samsung Galaxy S6 edge+ tienen más o menos el mismo hardware. Aparentemente ambos equipos compartirán la mayoría de las especificaciones como el chipset Exynos 7420, el mismo que incorpora el Samsung Galaxy S6 y el Samsung Galaxy S6 edge. Además dispondrán de 4GB de memoria RAM, 32GB de memoria interna, una cámara principal de 16MP y una frontal de 5MP. Además, como es de esperarse, los terminales correrán con Android 5.1.1 Lollipop, la versión disponible más reciente de Android.

Parece que la única gran diferencia entre los dos dispositivos será el tamaño de la pantalla. Mientras que el Galaxy Note 5 podría incorporar una de 5.7 pulgadas, la del Galaxy S6 edge+ sería de 5.5 pulgadas, aunque la resolución de ambos sería la misma: 2560×1440 píxeles.

Pero, ¿qué es lo que diferencia a estos nuevos terminales con los anteriores S6? De ser correcta la información provista por AnTuTu, lo que diferenciaría el Galaxy Note 5 y el Galaxy S6+ de la serie S6 sería el GB adicional de RAM. Más allá de la optimización extra del hardware, la diferencia de puntos mostrada en el benchmark estaría determinada por los 4GB de memoria RAM.

Aunque múltiples fuentes han sugerido que el Samsung Galaxy Note 5 podría venir con un chipset Exynos 7422 mejorado, una supuesta solución todo-en-uno que incorporaría el CPU, el GPU, la RAM, el almacenamiento interno y el módem en una única pieza de silicio. Sin embargo, AnTuTu asegura que el Note 5 y el S6 edge+ incorporarán el mismo chip Exynos 7420. Por los momentos solo nos queda esperar hasta el 13 de agosto cuando Samsung finalmente haga público sus dos nuevos dispositivos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.