“secador

Un grupo de expertos de la Universidad de Bath han creado un parche medicinal capaz de cambiar de color cuando se detecta una infección en la herida. Para indicar el cambio de color, el parche desprende un colorante fluorescente de unas nanocápsulas que se activa por las toxinas provenientes de las infecciones de una herida.

Estas nanocápsulas imitan el comportamiento de las células de la piel, ya que se abren cuando se detecta una bacteria. Los investigadores han dicho que estas pequeñas cápsulas no se ven afectadas por las bacterias inofensivas que por lo general se encuentran en la piel sana.

Los niños con heridas por quemaduras son más susceptibles a las infeccione debido a que su sistema inmune aún se está desarrollando. Por ello, el uso de este parche medicinal en este tipo de pacientes ayudará a los médicos a identificar las infecciones de forma inmediata, por lo que podrán ser diagnosticados y tratados mucho más rápido.

Según los investigadores, con este nuevo sistema los casos de tratamientos con antibióticos innecesarios se reducirán. Los métodos actuales para tratar las infecciones toman 48 horas y se requiere la remoción del apósito, el cual es doloroso para los pacientes.

El parche aún se encuentra en una fase de investigación, razón por la cual se siguen llevando a cabo estudios para determinar cuán efectivo es realmente en la detección de infecciones. De resultar exitosos los resultados de la investigación, los responsables del proyecto trabajarán de la mano con empresas de la industria para crear y producir un prototipo final que sea seguro para pruebas médicas con humanos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.