Como una solución a las pérdidas ocasionadas tras el desangrado a propósito de lesiones por armas de fuego, la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA) autorizó el uso médico de una jeringa que permite tapar heridas de bala en solo 15 segundos, según informase el diario El Comercio de Perú.

Dicho dispositivo, que lleva por nombre XSTAT 30, es un apósito que contiene pequeñas esponjas esterilizadas que se expanden para llenar la cavidad de la herida, creando una barrera física temporal al flujo sanguíneo y según informa la FDA en un comunicado, el control precoz de graves hemorragias puede prevenir un shock hemorrágico y hasta llegar a salvar vidas.

jeringa.

De igual manera, se pudo conocer que, en la actualidad el XSTAT 30 está aprobado sólo para uso militar, siendo aplicado para controlar heridas graves en áreas en las que no se puede hacer un torniquete, como en la ingle o axila.

Además, de acuerdo al Instituto de Investigación Quirúrgica del Ejército de Estados Unidos, entre el 30 y 40% de las muertes de civiles por lesiones traumáticas son el resultado de una hemorragia, y de esas muertes, entre el 33 a 56% se producen antes de que el paciente llegue a un centro asistencial.

“Es interesante ver que la tecnología militar puede transitar para salvar vidas de civiles en situaciones graves de hemorragias”, destacó William Maisel, director interino de la Oficina de Evaluación de Dispositivos de la FDA.

Por su parte, según reseña El Comercio, la agencia recomienda el uso del XSTAT 30 en situaciones en que no haya otra alternativa para frenar el sangrado. Asimismo informan que este dispositivo no puede ser aplicado en determinadas partes del cuerpo como el pecho, el abdomen, la pelvis o por encima de la clavícula, manifestando a su vez, que dicho apósito sólo puede ser usado durante un máximo de cuatro horas, tiempo que permitiría que el paciente reciba atención quirúrgica.

apósito

Se pudo conocer, de igual manera que el dispositivo está disponible en paquetes de uno o tres aplicadores tipo jeringa que contienen 92 esponjas de celulosa comprimidos con un recubrimiento absorbente. Sin embargo, acotan que el número de esponjas necesarias para el control de la hemorragia podría variar según el tamaño y la profundidad de la herida, informando a su vez que cada aplicador puede absorber alrededor de un litro de sangre, y hasta tres aplicadores puede ser utilizados en un paciente.

La aplicación de este dispositivo de salud, sin duda alguna, podría ser una pieza clave en la detención de las bajas alcanzadas dentro el ejército norteamericano que se encuentra en ejercicio de sus funciones en los campos de batalla, así como de muchos civiles que, desafortunadamente, se ven lesionados en enfrentamientos militares.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.