Un grupo de ingenieros pertenecientes a la Universidad de California San Diego, en los Estados Unidos, han logrado crear una batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero, lo que representa un gran avance, ya que este tipo de dispositivos que se encuentran en el mercado dejan de funcionar al alcanzar los -20ºC.

El perfeccionamiento de esta nueva batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero, se debe a que los especialistas desarrollaron químicamente unos electrolitos que permiten a estos dispositivos de litio una operatividad con pleno rendimiento a muy bajas temperaturas.


Te puede interesar:
D “La IA y las baterías de mayor capacidad revolucionarán la movilidad”: Ni Fei, vicepresidente senior de Nubia


Se pudo conocer que aunque esta nueva mejora se aplica a temperaturas bajas, la misma no afectará el rendimiento de las baterías a temperatura ambiente, y a su vez, la página web de la universidad ha explicado mediante una publicación que estos nuevos electrolitos permiten incrementar la densidad energética y la seguridad de este tipo de baterías

batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero
Esta batería será implantada en coches eléctricos que circulan en zonas frías para mejorar su rendimiento

Es importante destacar que esta investigación ha sido publicada en la revista Science, en donde se ha dado a conocer que esta nueva batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero, será implantada en coches eléctricos que circulan en zonas frías con el fin de mejorar su rendimiento, y también esperan aplicarlas en tecnologías empleadas a temperaturas extremas como drones Wifi que operan a gran altitud atmosférica, globos meteorológicos o satélites.


Te puede interesar:
Samsung apuesta por los coches eléctricos con baterías de carga rápida


Esta batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero posee un gran aguante en dichas temperaturas debedo al uso de gas fluorometano licuado a presiones moderadas en sus nuevos electrolitos, ya que el mismo es más resistente al proceso de congelación que los electrolitos líquidos habituales.

Es importante que la batería que puede funcionar hasta a 60 grados bajo cero también posee un capacitor electroquímico, que ha sido elaborado a base de gas difluorometano licuado que funcionan a -80ºC, lo que representa un límite de temperatura que llega a duplicar los de los actuales de 40 grados bajo cero.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.