El aumento en las compras online se han elevado exponencialmente durante la pandemia del Coronavirus, y los estudios indican que en ala era post Covid-19 seguiremos comprando en Internet más que antes. Aunque es un buen momento para el e-commerce, representa también un riesgo para el medio ambiente.

Y es que lo que hasta hace unos meses era una práctica de unos cuantos, hoy en día casi todos usan este método para abastecerse de lo que necesitan y/o quieren al alcance de un clic.

¿Cómo unas compras por Internet pueden contribuir a la contaminación? La respuesta es más evidente de lo que creemos: Al hacer este tipo de compras, todo el trayecto del envío desde la fábrica hasta la puerta de nuestras casas requiere del uso de camiones de reparto que funcionan con diésel, lo que incide de forma directa en la contaminación del aire y en la salud de las personas, según un reporte de Forbes.

Para corroborar aún más esta información, el artículo señala que las emisiones de carbono de Amazon subieron un 15 % en el último año, incluso antes de la pandemia, con el aumento de las ventas online; lo que nos hace suponer que esa cifra haya aumentado durante el confinamiento.

¿Qué se puede hacer para seguir con las compras online por coronavirus y evitar la contaminación?

Todo indica que las compras online por coronavirus seguirán, aún después de la pandemia; así como también la contaminación del medio ambiente y la salud si no se toman las medidas pertinentes a tiempo.

El primer paso sería exigir como consumidores que las empresas elaboren estrategias para seguir con el servicio de entrega a domicilio con el mínimo impacto ambiental, como usar vehículos cero emisiones, opciones de envío más limpias y casilleros de entregas locales.

Tomar estas medidas no solo contribuye a una mejor reputación, sino también que las empresas podrán cuidar de la salud de sus empleados y de la población en general.

Recuerda que además puedes tomar medidas de seguridad e higiene adicionales para evitar contagios de Covid-19 al recibir paquetes y correo, que aunque es muy difícil que se produzcan, no es 100% descartable así que mejor prevenir que curar, ¿no?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.