Si vives en Internet, o al menos tienes perfil en Twitter sabrás que se ha liado un poco con el lanzamiento de ChatGPT, también conocido como Chat-3. Aunque de momento está en fase de pruebas, ha revolucionado Internet y ha sembrado la duda sobre algunos oficios del futuro, como el de la redacción. Aquí te explicamos todo lo que debes saber.

Y es que no debe cundir el pánico, aún quedan muchos años hasta que este tipo de inteligencias nos desbanquen. Los que sí deben echarse a temblar son los profesores que pidan redacciones o textos de X palabras, ya que cualquier adolescente con acceso a Internet podrá usarlo y entregar su trabajo.

O peor incluso, esta IA podría cortarle las patitas a Google, ya que en un segundo te da respuesta a todo y tú sin tenerte que molestar en teclear y ver miles de resultados.

De momento es de acceso libre y gratuito, pero no se descarta que, en un futuro, cuando este modelo de inteligencia artificial sea más sofisticado, se abra al mundo de nuevo en forma de packs con diferentes precios. Ahora solo se está testeando y su mejora será continuada en el tiempo en base a las valoraciones y errores que detecte la comunidad y el equipo que lo ha creado.

¿Qué es ChatGPT?

Vamos a resumirlo evitando tecnicismos y explicaciones complejas. En pocas palabras, ChatGPT es un programa o sistema de chat (conversación escrita) que se basa en un modelo de lenguaje por Inteligencia Artificial GPT-3.

Todo esto lo ha desarrollado una empresa llamada OpenAI que pertenece a Elon Musk y Sam Altman en el año 2015, tiene su sede en San Francisco y es un proyecto sin ánimo de lucro. El objetivo es desarrollar e investigar diferentes proyectos en torno a la Inteligencia Artificial.

Este chat ha sido entrenado a base de texto en diferentes idiomas y es un modelo con más de 175 millones de parámetros. Es capaz de realizar todo tipo de tareas que tiene que ver con el lenguaje como las tradiciones o la redacción de textos, así como dar información sobre eventos, curiosidades, datos científicos, etc.

Lo que ha conseguido que se viralice es la buena redacción que tiene, las respuestas tan «humanas» que da y lo completas y exactas que son dichas respuestas. Esto se logra gracias a los algoritmos que conforman esta tecnología, ya que son capaces de analizar todo aquello que has pedido o preguntado, incluyendo la ortografía, forma en la que has escrito el mensaje, gramática, variaciones, contexto, etc.

Las respuestas son tan coherentes que dejan a uno sin aliento, ya que, dentro de la redacción neutra, muestra un perfecto uso del idioma, se expresa de forma natural y cercana, son respuestas completas, varios párrafos, buena estructuración, entre otras características. Y lo más importante, lo hace en cuestión de un segundo.

Sí, sabemos que a veces comete errores, como dos comas seguidas, alguna h que falta, falta de mayúscula después del punto o cosas similares, pero recuerda que es una IA, y que hasta los redactores más experimentados cometemos errores a veces.

¿Cómo se usa?

Muy fácil. Solo tienes que entrar en chat.openai y seguir estos sencillos pasos que te dejamos a continuación:

  • Regístrate pulsando en Sign up
  • Verifica tu email tras el registro.
  • Introduce tu nombre y apellido.
  • Agrega el número de teléfono.
  • Introduce el código que te envían por SMS (puede tardar un poco en llegar).
  • Ya estás dentro.

Ahora solo tienes que pulsar en el recuadro blanco que aparece abajo, introducir tu pregunta o directrices y pulsar en la tecla Enter. Puedes pedirle desde quién es DaVinci o Bad Bunny, hasta que te escriba un texto de 400 palabras sobre postres.

También puede responder preguntas típicas como el sentido de la vida,

Las respuestas pueden tartar un poco y eso se debe a tu conexión a Internet, y a lo saturada que está la herramienta en estos días. Seguro que cuando se pase la moda, todo irá más fluido que ahora. Además, debes aprender a preguntarle. No es un buscador de Google es una inteligencia artificial enfocado a conversaciones, por lo que tienes que enfocar tus necesidades usando palabras como explica, escribe, compara, diferencias, etc.

Algo importante, si vas a tratar temas diferentes, tendrás que restablecer el hilo. Si son temas parecidos, podrás seguir el hilo, y el propio ChatGPT te irá respondiendo sin necesidad de explicar todo de nuevo tras cada pregunta o petición que le hagas.

¿Para qué sirve ChatGPT?

Pues sinceramente sirve para entretenerte preguntándole cosas a este modelo de lenguaje por Inteligencia Artificial. Hasta la fecha, no se trata de una herramienta completa y no se recomienda su uso en un entorno profesional.

Puedes pedirle que te explique cosas sencillas o algo más complejas, e incluso pedirle que te redacte un texto de un tema concreto, pero no te fíes al 100% del resultado que veas. También le puedes pedir que realice una especie de «guión» sobre el que tú podrías plantear tu nuevo contenido de YouTube, así como también puedes pedirle un código, o que te explique sucesos históricos.

Lo más curioso de todo es que no solo puede comunicarse de forma neutra, sino que puedes pedirle que lo haga con cierto tono característico como un andalú, por ejemplo. Sin ánimo de ofender, aquí una servidora que es andaluza.

¿Puede ChatGPT ocupar puestos de trabajo?

Debido a su ‘boom’, muchos se preguntan hasta dónde llega su capacidad, y si en algún momento podrá llegar a sustituir perfiles laborales, hasta ahora, ocupados por personas.

En este sentido, Paul Barth, responsable global de alfabetización de datos en Qlik, nos ha explicado que «El rol de las personas será crítico en lo que respecta a higiene de datos, garantizando la calidad y precisión de la información para reducir sesgos o malentendidos. Además, podrán aportar un contexto matizado de la realidad, cosa que una máquina no puede hacer. Pensemos en el ejemplo de la invención de la calculadora como analogía: aunque ésta puede proporcionar cálculos complejos mucho más rápido que los seres humanos, su creación también abrió el camino para que ellos trabajaran en equipo con las máquinas y centrarse en resolver problemas más profundos y analíticos«

Cosas que no puede hacer esta IA

Entre las principales limitaciones de esta tecnología, al menos de momento, son los errores ortográficos y gramaticales, que puede dar algunas respuestas inconexas o directamente no dar respuesta y pedirte que lo intentes de nuevo.

Además, un dato importante, es que esta tecnología solo tiene conocimientos hasta 2021, de ahí en adelante no. Por lo que no podrá informarte de eventos de actualidad. Las personas seguiremos siendo vitales para el funcionamiento de este tipo de IA. Al respecto, Barth nos ha dicho que «podemos afirmar que los humanos desempeñarán un papel fundamental en el éxito de la IA y, por lo tanto, colaborar con esta tecnología les permitirá verlo como una oportunidad de mejora, y no como una amenaza con la que sustituirles. Así, podrán acelerar la creación de contenidos y generar nuevos conceptos a partir de diversas fuentes de datos, siempre y cuando dispongan de las herramientas y de la alfabetización de datos necesarios para ello.«

También podría darte información incorrecta e incluso producirte algún daño con ese contenido (suspender un examen o un trabajo de clases, por ejemplo), aparte de que también podría crear contenido sesgado. Pero esto último es complicado, ya que ChatGPT no puede crear textos personalizados como si fuera un periodista real.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.