Cada día la tecnología nos sorprende con gadgets y miles de innovaciones que ratifican el movido ritmo de los pioneros de este siglo. Y para esta entrega, el asombro quizá os hará flipar –como a mí-

Se trata de una capa de invisibilidad con la que se pueden desaparecer objetos. Pero no creáis que es un ejemplar sacado de algún comic, esta propuesta está nutrida de ciencia, acciona en la niebla y si tan sólo se cuenta con unos centímetros de estatura.

Se pudo conocer a través de madrimasd.org que esta iniciativa ha sido desarrollada por un equipo de investigadores de la universidad del Instituto de Tecnología de Karlsruhe (KIT), en Alemania, a partir de un material plástico de aspecto similar al vidrio que permite ocultar objetos de varios centímetros de longitud.

“En resumen, introducen objetos en un tanque relleno con un líquido turbio. La luz entra en el medio, rebota por todas partes y disminuye su velocidad. Como resultado el objeto se ve borroso y con menos intensidad, al igual que cuando se tira una moneda a una fuente. A continuación, meten una pequeña pieza de un plástico especial en el tanque, hecho de silicona y melanina, y hacen pasar la luz por ella para iluminar el objeto. El material permite que la difusión de luz sea tan rápida, que los rayos de luz rodean al objeto y lo hacen invisible”, se reseña el portal antes mencionado con respecto a cómo funciona esta capa.

 

 

Seguramente, no es lo que os imaginabas y quizá esperabas el respectivo aviso de “precio y disponibilidad”, pero venga que no le resta lo interesante a este asunto de la capa ¿Eh?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.