Blackberry abrirá un centro de investigación de conducción autónoma en pocos días, luego de haberse hecho pública la sesión de su división de móviles a una empresa china. Lo cierto es que los coches autónomos de Blackberry están en puertas y veremos mucho de esto durante el 2017.

La firma Blackberry, que por una década controló el mercado con sus móviles inteligentes, ahora apuesta su futuro en un negocio más rentable de la fabricación de software y la gestión de dispositivos móviles, luego de ceder el mercado de teléfonos inteligentes a los amos del sector como Apple, Samsung y Huawei.


 

Blackberry no hará más móviles… El adiós a una era


 

De acuerdo con Reuters, su meta ahora son los coches autónomos de Blackberry y para conseguirlo están ampliando la filial QNX Ottawa, para la instalación de un centro de desarrollo que se enfocará en crear un controlador avanzado de asistencia, es decir inteligencia artificial; y tecnología autónoma de vehículos, los dos grandes negocios que se explotarán en el año próximo.

Los coches autónomos de Blackberry ya tienen partner

BlackBerry tiene previsto que para iniciar la creación de su coche autónomo, se enfocará en primer lugar en determinar cómo interactúa su software con el desarrollo de sensores, cámaras y otros componentes necesarios para que un coche autónomo pueda funcionar de manera óptima.

En Silicon Valley se ha invertido mucho en la inteligencia artificial y en el aprendizaje de las máquinas, algo necesario para el desarrollo de coches autónomos, en su lugar, BlackBerry no posee esos cuantiosos recursos, por lo que debe apelar a su nicho de mercado como socio fiel.

Sebastian Fischmeister, profesor asociado de la Universidad de Waterloo que trabaja con QNX señaló “Lo que QNX está haciendo es proporcionar la infraestructura que le permita a Blackberry construir algoritmos de alto nivel y también adquirir datos de los sensores de una manera confiable” dijo sobre el próximo paso de la empresa canadiense.

BlackBerry y el equipo de investigación de la Universidad de Waterloo recibieron luz verde para poner a prueba los vehículos de Ford Motor en Lincoln con funciones autónomas, en las vías públicas de Ontario a finales del mes pasado.

La compañía también ha firmado un acuerdo para trabajar directamente con el fabricante de automóviles con sede en Detroit, ya que se enfila en  conseguir las flotas de los coches autónomos de servicio compartido que saldrán al mercado en 2021.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.