Gran revuelo ha causado el accidente mortal del coche autónomo de Uber: Recordemos que el pasado domingo, un vehículo deportivo Volvo XC90 con un conductor de reserva y que utiliza la tecnología lidar que guía al coche así como sensores que recopilan datos sobre objetos cercanos, atropelló a Elaine Herzberg cuando caminaba con su bicicleta al otro lado de la calle en Tempe, Arizona. Aunque fue llevada al hospital más cercano, murió minutos después, reseñó The New York Times.

Inmediatamente, la compañía Uber emitió un comunicado lamentando el hecho y retirando el programa de conducción autónoma temporalmente. Mientras tanto, la policía local y la Junta Nacional de Seguridad en el Transporte investigan el caso.


Te puede interesar:
Los coches voladores de Uber podrían llegar en 2020


 

Por ahora, y de acuerdo a las declaraciones hechas al San Francisco Chronicle por la jefa de policía de Tempe, Sylvia Moir, Uber no sea el responsable directo de lo ocurrido “Sospecho que preliminarmente parece que el Uber no tenga la culpa en este accidente”, agregando que “ No descartaré la posibilidad de presentar cargos contra el (conductor de reserva) en el vehículo Uber”.

Estos comentarios no han sido del agrado de la comunidad ya que, según The Verge, estas declaraciones contradicen las reglas actualizadas en Arizona por el gobernador Doug Dice y en marzo, que estipula que una empresa es responsable sí uno de sus autos sin conductor mata negligentemente a una persona.

Aún falta mucho por investigar sobre este accidente mortal del coche autónomo de Uber, el cual abre nuevamente el debate si este tipo de tecnología está lista para poner en marcha o si aún está en etapa experimental.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.