BANNER CECOTEC

Hace poco Amazon sorprendió al mundo al informar que estaban probando el uso de drones para el reparto de mercancías en Estados Unidos, cosa que no debió hacer mucha gracia a las empresas de mensajería…

Lo cierto es que al ver la ‘sorpresa’ con la que las redes sociales recibieron esta noticia, nos hemos puesto a repasar los usos de los drones en la vida diaria, y resulta que son más comunes de lo que pensamos.

Quizá al oir de ellos solo te viene a la mente el uso de estos vehículos aéreos no tripulados como armas espías de algunos Gobiernos, o chavales jugando con modelos más ‘comerciales’ como el A.R.Drone 2.0 de Parrot…

Entonces lo primero que hay que aclarar es que este tipo de cuadricópteros cuyo precio oscila entre los 250 y los 350 euros, son mucho más que un juguete caro.

Precisamente la gente de Parrot nos estuvo explicando que conforme su A.R.Drone fue evolucionando y se hizo más sofisticado (con mejor estabilidad al volar, mejor control de movimientos y mejor calidad de las imágenes captadas por sus cámaras), su posicionamiento en el mercado ha cambiado y de estar concebido como un juguete -un poco caro- , ha pasado a tener usos a nivel empresarial.

Os resumo entonces 3 aplicaciones que un drone puede tener en la vida diaria, más allá del reparto de paquetería:

1.- Construcción e Ingeniería: Creación de mapas de zonas de construcción, tierras urbanas o de campo, minas y canteras. Inspección de infraestructuras de transporte y telecomunicaciones.

2.- Protección civil y gestión de crisis: Accidentes industriales o desastres naturales. Serviría para intentar localizar posibles víctimas, gente atrapada tras la crecida de un río y cosas así…

3.- Marketing: ¿Os imagináis una campaña de promoción en el que un ejército de drones ‘invada’ un lugar público donde haya mucha gente? Como van grabando todo a su paso, seguro será super interesante ver las reacciones de la gente en esos vídeos…

Está claro que los drones dan mucho de sí. Y aún pueden ofrecernos más, ya que estas aplicaciones ‘profesionales’ vienen impulsadas porque estos vehículos aéreos no tripulados tienen un coste de operaciones bajo, ofrecen resultados rápidos y precisos, y tienen una buena resistencia a las condiciones climatológicas, así que es cuestión de tiempo para que verlos desempeñar más tareas en nuestro día a día sea algo común y corriente.

Dependerá, claro, de su autonomía: He estado jugando con el A.R.Drone 2.0 y su gran problema es la cortísima duración de su batería… Unos 20 minutos son suficientes para descargarlo. Claro, los drones que piensa usar Amazon son más profesionales, calma: Nuestros paquetes no se ‘estrellarán’ antes de llegar a nuestras manos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.